?

Log in

Entradas anteriores :O | Entradas siguientes :O

Drabble~~ Confession of love♥

Titulo: Confession of love♥
Genero: Yaoi, amor, confesion, algo de drama..
Pareja: Yamada Ryosuke~Nakajima Yuto [Yamajima,Obvio :3]♥ 
Nota: ESTOY DEVUELTA♥ ¡Enjoy it!

El muchacho de cabellos dorados observaba a todo su al rededor con detenimiento. Ese vacío que oprimía su pecho no cesaba y pronto comenzaría a fastidiarse de tal hecho. Pero al penar en la locura y la gran estupidez que había cometido horas atrás, me hacia pensar que lo tenia merecido y que no me correspondía quejarme para nada. ¿Por qué lo había hecho? ¿Por qué me había comportado tan estúpida e infantil mente justamente con la persona más importante en mi vida?
"- ¡Esto es ridículo!- "Grité frustrado, hechandome hacia atrás hasta quedar completamente recostado sobre el frió y húmedo césped de aquel desértico  parque. Después de reflexionar tristemente por unos segundos aquellas penosas palabras salidos de mi boca, aquel vació aumentó de  forma extravagante.
"- O tal vez... El patético... Sea yo.- "Murmure con la vista perdida en aquella noche estrellada.

Tan perdido me encontraba que no le sentí en ningún momento. No sentí su mirada penetrante sobre mi penosa persona, y no le sentí acercarse hacia donde me encontraba, hasta situarse a dos escasos pasos hacia abajo sobre aquella pequeña colina en la que me encontraba. Fue solo cuando le oí hablar, murmurar en realidad, que mi cuerpo y mi cerebro reaccionaron, provocando que diera un salto en mi lugar y levantara mi cabeza sorprendido, viéndolo con ojos perplejos.
"- No eres patético... -" Me dijo con la mirada perdida en mi. "-Solo un poco torpe.-" Lo mire aun más sorprendido. 
Era... Tan extraña la forma en que me miraba, que no pude evitar volver a recordar el vacío en mi pecho y la culpalidad que me carcomía el pecho.
"-Yuto...- " Murmuré sin poder creérmelo. Él solo me observó expectante, esperando que por fin hablara, pero, al hacerlo,  mi frase le decepcionó, porque ese era el objetivo de la misma."- Yo pienso que torpe y patético es lo mismo, entonces... Me da igual, llámalo como quieras." Y volví a posar mi cabeza sobre el suelo, sin atreverme a mirarlo un segundo mas.

OÍ como suspiraba con pesadez y, sin esperar autorización mía o al menos un deje de querer tenerlo a mi lado, se sentó junto a mi y dejo que su cuerpo cayera hacia atrás, hasta quedar en la misma posición en la que yo me encontraba. Al encontrarse como deseaba, se acercó solo un poco más a mi, lo suficiente para colocar su cabeza sobre mi hombre y descansar allí, provocando un revoltijo increíble en mi interior.
"- ¿Acaso no estas molesto...? " Le pregunté luego de un largo silencio, en que solo me dedique a escuchar su tranquila respiración cerca de mi hombro.
"- ¡Pues claro!- " Respondió al instante. Un dolor se punzante se situó en mi pecho.
Pero al sentir como se movia y acurrucaba a mi lado, abrazando mi costado derecho como aferrándose al mismo, y ocultando de forma enternecedora su rostro en mi brazo, el palpitar de mi corazón se aceleró. "- Sabes que odio que te insultes o te menosprecies a ti mismo. ¡Lo sabes! -" Reprochó en un murmullo, sin atreverse a mirarme a los ojos.
Ladee mi cabeza hasta que mi mirada quedo frente a su rostro y, sin que él me viese, le sonreí dulcemente.
"- Pues, entonces no deberías estar aquí junto a mi. En este momento me siento la persona más hipócrita e idiota del planeta, y no dudaré en reprochármelo una y otra vez en voz alta. -" Le conteste aún observando su rostro oculto en mi brazo, esperando que en verdad se alejara de mi lado para, en verdad, menospreciarme en un y mil gritos en mi contra. 
"- Sabes perfectamente que no te dejare solo en este momento... -" Murmuró dudoso. "- Aun que haya sido yo la persona a la que hayas lastimado, jamás te dejaré solo. -" En ese mismo momento sentí la gran necesidad de llamar al mismo Takaki para que corriera a mi lado, solo para que me diera una y mil palizas en el rostro, haciéndome sufrir de la manera que merecía. En ese mismo momento, en que sentí como su voz quebrada pronunciaba esas palabras que me partieron el alma y el corazón. En ese mismo momento...
Mascullé al oírlo, provocando que el levantara su vista para mirarme preocupado. Estaba a punto de decirme algo, lo más probable una disculpa de su parte, pero no se lo permití. Me puse de pie rápidamente y comencé a caminar, alejándome tristemente paso y paso de él, sin voltearme siquiera a mirarlo.
"- ¡¿A donde vas?! -"Me pregunto en un grito desesperado, corriendo hacia mi.
"- ¡Lejos de ti! -" Sentí como su pasos se detenían de repente. "- ¡No mereces estar junto a alguien como yo! ¡No junto a un idiota de mi nivel! -" Continué gritando con dolor, desesperación, sintiendo como lagrimas y lagrimas comenzaban a acariciar mis mejillas sin compasión. "- No lo mereces... ¡Soy un idiota! -" Mascullé antes de caer rendido sobre mis rodillas, sintiendo un leve dolor en ellas al recibir el peso de todo mi cuerpo tan de repente.. "- ¡Soy un maldito, un increíble, un tremendo idiota! Soy... un... idiota... -" Sollocé desesperado. 
Sin previo aviso, sentí como me veía rodeado entre sus brazos. Se recostó un poco más que yo sobre sus piernas, para quedar a mi misma altura, y poder así colocar su mejilla sobre la mía, dejándome sentir como lagrimas caían de sus ojos y acariciaban mi mejilla, de la misma manera que mi lagrimas lo hacían con la suya.
"- ¡Eres un tonto! -" Murmuro en mi odio, seguido de un suspiro sofocado.
Reí amargamente.
"- Lo se... -" Le respondí tristemente, alejándome solo un poco de él, lo suficiente para poder colocar mi frente sobre su hombro.
 
"- Pero... -" Continuó luego de un destrozante silencio. "- No debes sentirte culpable por ello... -" Levante un poco mi cabeza para poder verle a los ojos, y poder observar aquella pensativa expresión que se encontraba impregnada en su rostro. "- Debes sentirte... Honrado -" Sonrió mirándome dulcemente a los ojos. "- Me has ayudado. -" Finalizo embozando una gran sonrisa llena de felicidad.
"- ¿Por qué? -" Interrogué con voz ahogada.
"- Porque me has ayudado a entender mis verdaderos sentimientos hacia... Ti. -" Mis ojos se abrieron par en par sorprendidos. ¿Él quería decir...? ¿Acaso se refería a...?  ¿Él...? ¿Yo le...? 
Mi corazón dio un tumbo tremendo, para comenzar a palpitar frenéticamente mientras el seguía observándome con una dulce sonrisa.
"- ¿A... A que te refieres? -" Dejo de sonreír para tomar mi rostro entre sus suaves y tibias manos, y acercarlo al suyo.
Me acerco de tal manera que mis labios podían sentir su tranquila respiración sobre ellos, y mi ojos podían observar los suyos como nunca lo habían hecho antes.
"- Me gustas... -" Murmuro segundo antes de unir nuestros labios de forma delicada y amorosa.
Y fue así como perdí noción del tiempo y del espacio, y me deje llevar por las caricias que los labios de Yuto le brindaban a mis propios labios. Como su lengua jugueteaba con la mía, y como Yuto acariciaba mi mejilla, haciéndome entender que aquello era real, y no otra de mis fantasías. 
Pero aquella necesidad de respondérle, de hacerle saber que a mi también me gustaba y que lo amaba con todo mi corazón invadió todo mi ser provocando que detuviera aquel delicado beso de repente, dejando totalmente desconcertado a Yuto, que me miro perplejo y con una mueca de dolor en el rostro. 
Sonreí apenado, queriendo tranquilizar a su corazón, y suavemente rodee su cintura con mis brazos y recargue mi cabeza sobre su pecho, sintiendo como sus brazos rodeaban mi espalda de forma insegura, provocando que riera sintiendo los latidos se su corazón junto a mi oído.
"- Yuto, cálmate. No te estoy rechazando... -" Murmure apenado, aferrándome con mas fuerza a su persona, y sintiendo como su cuerpo se relajaba y suspiraba aliviado. Cuando sentí que mi corazón soportaría aquel momento, y mis mano ya no temblaban, me aleje lentamente de él para poder obsérvalo a los ojos.
Al ver aquella mirada expectante y ansiosa, sonreí con gracia y me acerque a su rostro, justo como él lo había hecho varios minutos antes, hasta sentir su leve acelerada respiración sobre mis labios.
"- Me gustas Yuto. En verdad me gustas. -" Y luego le besé con toda la lentitud y el amor que me era posible poder expresar aquel inmenso amor que se situaba en todo mi ser y que por fin haba sido correspondido, olvidando por completo todo lo pasado horas antes y solo impregnando en nuestras mentes aquel dulce momento que nos unió allí y para siempre...


runaawayraaibow.tumblr.com